pedrobernalmartinez@hotmail.com

martes, 10 de marzo de 2015

EGIPTO


Egipto se desarrolló a orillas del río Nilo.
Cerca de él la agricultura era próspera y allí se situaban las ciudades. A medida que se alejaban del río las tierras eran cada vez más secas y aparecía el desierto. Pero esto también era bueno para los egipcios ya que les aislaba de los posibles enemigos.
El desierto cubría más del 90% de Egipto y los egipcios vivían junto al río o los canales.

Egipto tenía dos partes: el Alto y el Bajo Egipto.
El Alto Egipto que comenzaba en el sur, en el nacimiento del río y llegaba hasta el delta, era una zona árida y solo se podía vivir cerca del Nilo.
El Bajó Egipto era el delta del Nilo, al norte. Era mucho más rico y la agricultura allí era muy productiva.


En el mapa podemos observar que Egipto se articulaba, geográficamente, entre el Mar Mediterráneo, al norte; el Desierto de Arabia y el Mar Rojo, al este; y el Desierto de Libia, al oeste. Asimismo, el mapa nos transmite la estrechez de las tierras fértiles egipcias, apenas una línea rodeada de desierto y tierras altas que sólo se ensancha en el delta.
Otros aspectos geográficos indicados son la situación de las primeras cataratas y la ubicación de oasis en la zona desértica.
En el apartado político (también geográfico) nos señala la división de Egipto en dos zonas: Alto y Bajo Egipto.
Por otro lado también nos indica las ciudades que en uno u otro momento fueron capitales, Menfis y Tebas; dónde hay pirámides (Gizeh y Saqara) o templos (Karnak, Luxor, Edfú y Abu Simbel).

No hay comentarios: