pedrobernalmartinez@hotmail.com

miércoles, 3 de diciembre de 2014

PAISAJE OCEÁNICO

El clima oceánico se sitúa entre los paralelos 40º y 60º latitud norte y sur.  
En el hemisferio norte en las costas occidentales de los continentes y en el hemisferio sur en el sur de Sudamérica, el sur de África, el sudeste de Australia, Tasmania y Nueva Zelanda. . 

Las zonas de clima oceánico están situadas en las franjas costeras y se ven afectadas por vientos del Oeste, que al pasar sobre los océanos evaporan mucha agua y son muy húmedos. Al entrar en contacto con la tierra se forman lluvias suaves y persistentes durante todo el año. .
La acción del océano suaviza las temperaturas, de manera que éstas no son muy rigurosas (ni muy bajas, ni muy altas) y presentan pocas diferencias entre las estaciones.

El océano hace que las temperaturas sean suaves, ni muy elevadas en verano ni muy frías en invierno.  Hay poca oscilación térmica.    


Los ríos oceánicos tienen un caudal abundante y regular durante todo el año debido a las continuas lluvias

Las temperaturas suaves y las lluvias constantes y abundantes permiten que en los paisajes oceánicos se desarrollen bosques caducifolios, de hoja caduca, formados por robles, castaños, hayas... Estos árboles pierden sus hojas cuando empieza el frío.
Cuando en una zona hay nieblas persistentes, la humedad es muy alta o cuando los vientos son muy violentos, en vez de bosque crece una vegetación de matorral espinoso denominada landa con matorrales espinosos y los prados, con hierba que sirve para alimentar el ganado. 
No obsatnte, la formación vegetal más característica del paisaje oceánico es el prado, que surge tras la tala de los bosques. Los prados encuentran en el clima oceánico unas condiciones óptimas para su crecimiento (mucha humedad y temperaturas suaves) y proporcionan una alimentación natural al ganado.
                                                                     Bosque caducifolio 

Landa
Prado
En el paisaje oceánico de Gran Bretaña, el clima suave y húmedo de esta zona favorece la abundancia de hierba en los prados para la ganadería bovina.
Las zonas de clima oceánico de la Tierra presentan diversas formas de paisaje según el grado de ocupación humana.
En Europa occidental, la región atlántica coincide con un área muy poblada, con grandes ciudades e importantes zonas industriales. Los bosques, aunque abundantes, han dejado paso a prados para el ganado o campos de maíz, patatas...
La costa occidental de América del Norte y el Sur de Chile y Argentina, son áreas relativamente poco pobladas, en las que abundan los bosques, aún poco explotados.
En Australia, Tasmania y Nueva Zelanda, la hierba es muy abundante y permite la cría extensiva de ganadería bovina y ovina.

Los medios oceánicos de Europa son uno de los más poblados. 
Hay grandes ciudades e industrias. Cada vez más sus habitantes tienden a vivir en los barrios alejados del centro. El desplazamiento diario a los lugares de trabajo hace que haya embotellamientos.
Las ciudades, las industrias, el tráfico ocasionan contaminación. 
Los bosques en muchos casos has sido talados y la deforestación es cada vez mayor.
Esto último ha ocurrido tambien en las zonas oceánicas de América, África y Oceanía.

No hay comentarios: